sábado, 14 de abril de 2018

Muerte al aceite de palma

Desde hace un tiempo hay una guerra en contra del aceite de palma, a todos nos han metido en la cabeza hasta la saciedad que es malo y hay que evitarlo.

No voy a entrar en detalles de su composición química y si es tan malo como dicen, solo enseñaros una foto que he tomado hoy de un bote de leche en polvo para bebés.


Sin aceite de palma

Como podéis ver, dejan bien claro que no tiene aceite de palma. En esto seguro que tuvo mucho que ver la polémica que tuvo Samanta Villar con Hero Baby.

Al verlo, me he preguntado que con que otro aceite lo habrían sustituido, y la respuesta ha sido con aceite de nabina... ¿A alguno os suena?

Aceite de nabina
Pero, ¿Y si os digo que el aceite de nabina también tiene otro nombre? Aceite de canola. ¿Tampoco? ¿Y si os digo aceite de colza? Ahora sí, ¿Eh?

Pero que nadie se eche las manos a la cabeza, en España este aceite ha estado estigmatizado desde 1981 se produjera el síndrome tóxico que se llevó por delante a más de 1000 personas y envenenó a decenas de miles. Pero realmente nada tuvo que ver la colza, el causante fue la venta fraudulenta de un producto desnaturalizado para uso industrial que terminó en los hogares.

Por cierto seguro que habéis visto muchas veces la planta de colza sin saberlo, suele salir en primavera en cuanto llueve y sus flores tienen un bonito color amarillo.

Una plantación de colza


miércoles, 11 de abril de 2018

Canal de María Cristina

Ya os he mencionado un par de veces el Canal de María Cristina, concretamente aquí y aquí.

En las últimas décadas, esta obra ordenada por Real Decreto de Carlos IV en 1804 para liberar a la ciudad de las aguas insalubres que la anegaban, se había convertido en un mero surco en la tierra, muchas veces lleno de escombros y suciedad sin ningún interés.

Pero en 2004 las administraciones se pusieron de acuerdo para reacondicionarlo, junto a los senderos que lo acompañan, para el disfrute de la población y, aunque sea muy puntualmente, también para evacuar el agua que algunos de sus ramales le aporta en épocas de muchas lluvias, como podéis ver en un vídeo que grabé en abril de 2013


Con las semanas tan lluviosas que llevamos, el canal vuelve a llevar agua y he aprovechado para dar un paseo por él. Aun siendo una zona árida, al final, fijándote puedes encontrar cosas interesantes. En el paseo del otro día tomé nota mental de todas las aves que vi, y la verdad es que fueron unas cuantas. Os pongo un listado con sus fotos, para que la próxima vez que los veáis, sepáis cual es su nombre.

Pajarita de las nieves (Motacilla alba)

Foto de: Andreas Trepte
Se caracteriza por que suele corretear por el suelo y balancea su cola de arriba a abajo.


Verderón (Chloris chloris)

Foto de: Marek Szczepanek
Como en muchos otros pájaros, el verderón macho (en la imagen) tiene los colores más vivos que la hembra.

Mirlo (Turdus merula)

Foto de Malene Thyssen
Otro que le gusta corretear entre los setos y los charcos.


Tórtola (Streptopelia decaocto)

Foto de Tony Hisgett
Esta especie ha dejado de estar en la península solo de paso en su migración anual, para asentarse de forma permanente.


Gorrión (Passeridae)

Foto de National Park Service
El clásico entre los clásicos de las ciudades. El macho (como el de la imagen) tiene una corbata negra en el pecho.

Pardillo (Linaria cannabina)

Foto de Mindaugas Urbonas
El más pequeño de la serie, tiene un particular canto rápido.


Abubilla (Upupa epops)

Foto de Artemy Voikhansky
Muy espectaculares cuando despliegan la cresta. Dicen que sus nidos huelen muy mal.


Jilgero o colorín (Carduelis)

Foto de JJ Harrison
No son muy comunes, pero si fácil de identificar por lo colorido de su plumaje.


Ruiseñor (Luscinia megarhynchos)

Foto de Carlos Delgado

A este, realmente no lo vimos, pero su canto era inconfundible, así que, estar estaba.


Curruca cabecinegra (Sylvia melanocephala)

Foto de Andreas Trepte

Esta para mi era una desconocida, así que he tenido que buscarla :)


Bueno y después de la caminata, terminamos la jornada llenando el estomago en el Cortijo el Águila, uno de mis merenderos favoritos, como ya os mencioné hace un tiempo.



¿Qué mejor forma de terminar que con unos huevos con patatas al montón y un forro a la brasa...?